• Portada Mejorando



    Mejora la Universidad Rey Juan Carlos

    En esta página pretendo dejar mis reflexiones sobre la situación de la Universidad Rey Juan Carlos y, lo que es más importante, ofrecerte un forma de aportar tus ideas y de ayudarme a profundizar en las mías, con el fin de que juntos tratemos de buscar la forma de mejorar nuestra Universidad. Quiero comenzar, no obstante, estableciendo algunas bases que deben regir una institución como la nuestra.

    Junto a éstas, he organizado mis reflexiones en tres grandes bloques: Personas, Funciones y Recursos. En cada apartado tienes la posibilidad de compartir conmigo tus ideas. Como te decía, te prometo que las estudiaré con el rigor y el cuidado con el que tú las aportas. No dejes pasar esta oportunidad, nos la merecemos.


    ¿Comenzamos?

Mejora la Universidad Rey Juan Carlos

En esta página pretendo dejar mis reflexiones sobre la situación de la Universidad Rey Juan Carlos y, lo que es más importante, ofrecerte un forma de aportar tus ideas y de ayudarme a profundizar en las mías, con el fin de que juntos tratemos de buscar la forma de mejorar nuestra Universidad. Quiero comenzar, no obstante, estableciendo algunas bases que deben regir una institución como la nuestra.

Junto a éstas, he organizado mis reflexiones en tres grandes bloques: Personas, Funciones y Recursos. En cada apartado tienes la posibilidad de compartir conmigo tus ideas. Como te decía, te prometo que las estudiaré con el rigor y el cuidado con el que tú las aportas. No dejes pasar esta oportunidad, nos la merecemos.

Bases para la mejora

Creo que hay siete principios que deben regir la actuación de la Universidad Rey Juan Carlos. Como verás, son cuestiones generales pero que resultan, desde mi punto de vista, básicas para avanzar en la dirección correcta.

Participación. Somos una organización compleja en la que el mayor activo es el capital humano. Por ello, debemos aprovechar todo su potencial lo que requiere de cercanía, disposición al dialogo, a la reflexión, a la búsqueda del consenso.

Respeto. Desde su creación, la Universidad Rey Juan Carlos se ha caracterizado por integrar personas y actividades con marcadas diferencias. En esa diversidad hemos encontrado un gran potencial de avance pero también de conflicto. Debemos resolverlo y apostar por el respeto por las diferencias de todo tipo, por el derecho a ser diferente, a aportar de formas distintas sin que eso suponga exclusión alguna.

Planificación. Necesitamos con urgencia realizar un análisis estratégico, externo e interno, que permita fijar objetivos coherentes con nuestras posibilidades y con las oportunidades que brinda el entorno. El establecimiento de esos objetivos guiará nuestra actuación y dará sentido a las acciones que se emprendan.

Transparencia y comunicación. Debemos mostrar nítidamente cuál es nuestro plan y por qué lo desarrollamos. Además, la comunidad universitaria debe conocerlo, si así lo desea, y debe tener conciencia de cuál es su papel en la consecución de esos objetivos.

Coherencia. Con el proyecto, con las personas y con los objetivos que se establezcan. Es vital fijar un rumbo y orientar el proyecto hacia él.

Sostenibilidad. No sólo económica, pero también económica. Debemos ser una institución económica, social, medioambientalmente sostenible.

Responsabilidad. Debemos ser una institución socialmente responsable, con todo lo que ello implica. Nuestro carácter público nos lo exige.

Creo firmemente que si el gobierno de nuestra Universidad respeta estos principios desarrollaremos un magnífico proyecto, del que todos nos sintamos satisfechos.


PERSONAS

PERSONAS





FUNCIONES

FUNCIONES






RECURSOS

RECURSOS





Anímate a compartir con nosotros tu impresiones…

¿Has visto el nuevo post del blog?

Ante un nuevo paso de las musas al teatro

CERRAR
Mejora la URJC